sábado, 19 de julio de 2014

Ciclo "Clásicos de terror"

Un ciclo que da miedo nos acompañará entre agosto y septiembre en el Cineclub YMCA. Siempre con entrada libre y gratuita, en Reconquista 439.


Función 106 - Miércoles 6 de agosto, 20 horas
EL FANTASMA DE LA ÓPERA
(The phantom of the opera, Estados Unidos, 1925, blanco y negro, 93 minutos)
Dirección: Rupert Julian.
Elenco: Lon Chaney, Mary Philbin, Norman Kerry, Snitz Edwards, Gibson Gowland, Arthur Edmund Carewe.


En los sótanos de la Ópera de París vive oculto el misterioso Eric, el hombre de voz de ángel y rostro desfigurado de demonio, que acecha entre pared y pared a la hermosa soprano Christine Daeé, a la que desea catapultar hasta la cima de la fama; pero cuando se entera de que la cantante está prometida al apuesto vizconde Raoul, se vuelve loco de celos.



Función 107 - Miércoles 20 de agosto, 20 horas
DRÁCULA
(Idem, Estados Unidos, 1931, blanco y negro, 75 minutos)
Dirección: Tod Browning.
Elenco: Bela Lugosi, Helen Chandler, David Manners.


Lanzada en los Estados Unidos el Día de San Valentín de 1931, Drácula da inicio a la Era de Oro de los films de monstruos de los Estudios Universal. El film fue un enorme éxito y se transformó en la clave para mantener al estudio a flote durante los años de la Gran Depresión, estableciendo asimismo al cine de terror como un género con cualidades artísticas y económicamente rentable. A pesar de estar inspirado en la novela de Bram Stoker, el relato del film está basado en la obra teatral producida en Broadway en 1927. Un actor prácticamente desconocido con un fuerte acento húngaro llamado Bela Lugosi fue el encargado de darle vida al famoso Conde.


Función 108 – Miércoles 3 de septiembre, 20 horas
FRANKENSTEIN
(Idem, Estados Unidos, 1931, color, 70 minutos)
Dirección: James Whale.
Elenco: Boris Karloff, Colin Clive, Mae Clarke.


Luego del éxito de Drácula, Universal decidió adaptar otro clásico de la literatura gótica: la inmortal novela de Mary Shelley. El encargado de dirigir la versión cinematográfica de Frankenstein fue el británico James Whale, pero cada uno de los detalles del film (la iluminación de Arthur Edeson, los sets de Herman Rosse, el maquillaje de Jack Pierce) dieron como resultado uno de los films de terror más influyentes en la historia del cine. Por supuesto, nada sería igual sin la presencia de Boris Karloff como El Monstruo, una gran actuación no verbal que logra imbuir a la horrible criatura de cierta vulnerabilidad, transformándolo en un personaje por quien la audiencia puede sentir horror pero también piedad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario